Tres muertos y miles de hectáreas calcinadas en Galicia, además siguen activos 105 incendios

Así está la situación en Galicia

– Han fallecido tres personas: dos en una furgoneta en la parroquia de Chandebrito, en Nigrán, y una tercera en Carballeda de Avia (Ourense). Alrededor de 20 heridos.

– Hay 105 incendios activos, 16 puntos en situación dos, de riesgo real para núcleos poblados

– El Consello de la Xunta, presidido por Alberto Núñez Feijóo, se reúne de forma extraordinaria para analizar la situación. Rajoy viaja a Galicia.

– La ministra de Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, pide la colaboración ciudadana “para identificar a las personas responsables de causar tantísimo daño”.

– Varios centros educativos de Vigo y Pontevedra, así como la Universidad de Vigo, han suspendido las clases de este lunes.

– 500 militares, 350 brigadas, 220 motobombas, 40 palas y una veintena de medios aéreos trabajan en las labores de extinción.

– La Policía de Vigo ha identificado a varias personas por su posible implicación en los incendios, aunque no se ha detenido a nadie .

 

“Un mínimo de sensibilidad y responsabilidad”. Es la petición desesperada que envió Alberto Núñez Feijóo a los incendiarios que están arrasando Galicia con cientos de fuegos intencionados y virulentos en los últimos días. El presidente de la Xunta se hizo eco de la preocupación de las autoridades y servicios de extinción ante una actividad incendiaria que ya califican de “homicida” y que se ha cobrado las vidas de tres personas: dos se vieron atrapadas por el fuego en el interior de una furgoneta en la parroquia de Chandebrito, en el municipio pontevedrés de Nigrán, y una tercera, un hombre de 67 años, en Carballeda de Avia (Ourense), que trataba de extinguir la llamas que cercaban su casa. Hay además unos 20 heridos.

Las primeras informaciones apuntan a que la furgoneta quedó cercada por el fuego mientras circulaba por una zona arbolada y sus ocupantes, atrapados sin posibilidad de huir.

Galicia arde por los cuatro costados y en las cuatro provincias. Entre el viernes y la tarde del domingo se registraron 146 incendios, 60 tan solo en la jornada del domingo y, lo que resulta más preocupante, 28 iniciados de madrugada, entre la medianoche y las nueve de la mañana, un momento en el que las tareas de extinción son complicadas al no poder emplearse medios aéreos. Al amanecer del lunes todavía 105 incendios permanecían activos, según ha informado la conselleira de Medio Rural gallega, Ángeles Vázquez.

Las primeras lluvias de este lunes han dejado hasta 4,8 litros por metro cuadrado en la costa de Pontevedra y el viento ha amainado en toda Galicia, lo que, previsiblemente, facilitará las tareas de extinción de los incendios que asolan la comunidad.

El domingo por la tarde fue desalojada la residencia de estudiantes de la Universidad de Vigo debido a la proximidad de las llamas al campus.

La factoría de PSA Peugeot Citröen en Vigo y otras naves del polígono de Balaídos fueron desalojadas también a última hora de la noche del domingo por la cercanía de las llamas de los incendios que cercan la ciudad. Los en torno a un millar de trabajadores del turno de noche de la factoría viguesa han sido evacuados, así como la de los empleados de otras naves auxiliares del polígono industrial. El turno de mañana ya ha trabajado con normalidad.

Las alarmas llevaban días activadas, pero saltaron de forma especial durante el fin de semana al acercarse las llamas peligrosamente a zonas pobladas. La “prioridad” de los servicios de extinción se centra en atajar los fuegos que amenazan directamente a las viviendas y llegó a decretarse el nivel de alerta 2 por proximidad a núcleos habitados en 16 incendios.

La preocupación se intensificó en zonas como el área metropolitana de Vigo cercada por hasta cinco fuegos, alguno de los cuales alcanzaron la zona urbana, como la avenida de Europa o la plaza de España. En el barrio de Valadares se vivieron momentos dramáticos en los que los vecinos se equiparon con cubos, muchos con la boca y la nariz cubiertos con pañuelos o mascarillas, y salieron a darle la batalla al fuego. Con el agobio tatuado en la cara, no se dejaron amedrentar por las llamas y colaboraron con los medios de extinción, mientras que la Policía Nacional o la Guardia Civil tuvieron que incluso romper los cristales de las viviendas para ayudar a salir a personas mayores atrapadas. Pese a ello, el Ayuntamiento de Vigo ha afirmado, en una comunicación publicada en su web oficial, que “en estos momentos están controlados prácticamente todos los focos de fuego” que rodean la ciudad.

Link oficial de la noticia: http://www.elmundo.es/sociedad/2017/10/15/59e34a74ca47411b4f8b4593.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s